/Decrecimiento o barbarie

Decrecimiento o barbarie

«Evidentemente, es claro que esta imagen nos remite a los graves riesgos de colapso ecosocial que la humanidad está enfrentando como consecuencia de la existencia de tres gravísimas crisis socioambientales superpuestas: el cambio climático, el agotamiento de los recursos naturales y el quebranto de la biodiversidad. Ante estas amenazas existen diferentes posiciones. Dejando de lado el puro negacionismo de tintes conspiranoicos alimentado por los nativismos más recalcitrantes (una corriente con enorme músculo en EEUU, no lo olvidemos), lo cierto es que las posturas dominantes en el ámbito político son, por este orden, el capitalismo verde global-liberal (para el que la crisis ecosocial es una oportunidad de negocio) y el Green New Deal (que añade a la anterior visión un enfoque social-keynesiano que permita aprovechar socialmente los beneficios de esa oportunidad). Se trata de posturas profundamente tecnocráticas, esto es, sus cimientos se apoyan sobre la creencia inquebrantable en que la resolución de estos problemas debe y puede hacerse simplemente desde la intervención salvadora de la tecnología y el poder (político-económico, fundamentalmente).

Ciertamente existen posiciones muy minoritarias que (cruel paradoja), desde sólidas bases científicas (de nuevo aquí la referencia a la película), sostienen la imposibilidad de una solución de este tipo para tamaño problema, y plantean la necesidad de un cambio civilizatorio profundo. Una transformación cultural de nuestra cosmovisión dominante que implique correlativamente un modo de vivir diferente. Teorías como el decrecimiento, el ecosocialismo o la ecología profunda parten en muchas ocasiones de la posibilidad o incluso la inevitabilidad del colapso, al menos si no cambiamos de rumbo. Estas visiones están emparentadas con cosmovisiones tradicionales ya existentes pero sometidas desde hace mucho al implacable ataque (o al menos a la postergación) desde la mirada colonial moderna de nuestra civilización industrial, especialmente desde el auge de concepciones ligadas a las ideas ilustradas del progreso, la modernidad y el desarrollo basado en el crecimiento económico».